Convectores: ¿Cómo funcionan? ¿Cómo puedo calcular la potencia que necesitaré?

(5 votos, media: 4,80 de 5)
Cargando…
radiadores por convección
27/05/2019

Los convectores eléctricos son un sistema de calefacción para nuestro hogar que ofrecen distintas posibilidades ya que además de ser muy versátiles, se presentan en distintos modelos y tamaños fácilmente adaptables a cualquier tipo de estancia (dormitorios, salón, etc.) y una opción más a tener en cuenta si estamos pensando en cambiar nuestro sistema de calefacción.

Existen novedosos sistemas de calefacción por convección en el mercado que, además de proporcionar un calor uniforme a nuestro hogar, nos permiten generar un mayor ahorro en comparación con sistemas de calor más tradicionales.

Así los convectores son una opción moderna y eficiente a tener en cuenta como sistema de calefacción para calentar nuestros hogares en los meses de invierno. Este sistema de convección, además de  producir un calor eficiente y envolvente proporcionando una sensación térmica muy agradable en la estancia, genera un ahorro del 15% en comparación con otros radiadores más antiguos.

¿Cómo funcionan los convectores?

El funcionamiento de los convectores es muy sencillo; disponen en su interior de unas resistencias que, cuando se conectan a la corriente eléctrica, calientan el aire que circula a través ellas y lo elevan expulsándolo al exterior por unas rejillas. Es decir, un convector transmite calor creando una circulación natural del aire que hace que ese calor se distribuya de manera envolvente y uniforme por toda la habitación. Genera calor de forma eficiente.

Además, los convectores, a diferencia de los calefactores eléctricos tradicionales, son muchos más naturales y económicos. El aire pasa por la resistencia de forma natural sin necesidad de ningún ventilador, lo que hace que el calor se reparta de forma mucho más uniforme y se pierda mucho menos calor, supone un menor consumo energético, un ahorro considerable.

Es decir, sustituir los radiadores antiguos  que tengamos en nuestro hogar por convectores va a optimizar el funcionamiento de la caldera de nuestro hogar hasta un 15% menos. Esto es porque el sistema de convección, como hemos dicho antes, crea una corriente natural de aire caliente que hará que la estancia se caliente mucho más rápido.

Ventajas de los convectores eléctricos

Los convectores presentan una serie de ventajas:

  • Es un sistema eficiente y limpio. El calor que generan los sistemas es sano y seguro, no consumen oxigeno del ambiente ni liberan monóxido de carbono, tampoco generan residuos y son totalmente silenciosos.
  • Fácil instalación, no requiere ningún tipo de gran obra. Lo  único que se necesita para su funcionamiento es tener un enchufe cerca.
  • Fácil de transportar. Los convectores pueden montarse directamente en la pared o también pueden ir con patas o sobre ruedas dando posibilidad de moverlos a cualquier otro lugar de la casa.
  • Su función estética. Hoy en día, el diseño de los radiadores por convección nada tienen que ver con las estufas tradicionales. Actualmente tienen diseños modernos acordes con la decoración de cualquier hogar.
  • Son muy prácticos, sobretodo para calentar pequeñas estancias.
  • Es un sistema económico.
  • Dispone de termostato. Lo que permite regular la temperatura.

¿Qué potencia necesitaré para mi habitación?

A la hora de elegir los convectores más adecuado para una estancia de nuestro hogar deberemos tener en cuenta una serie de factores. La capacidad que tendrá un convector de emitir calor dependerá, por un lado, de su potencia,  y por otro lado, del tipo de convector ya que por ejemplo, los convectores de panel doble serán capaces de generar más calor que los que disponen de un único panel.

A la hora de elegir la potencia más adecuada para un convector será fundamental tener en cuenta las dimensiones de la habitación o estancia que queramos calentar y para ello tendremos en cuenta los metros cuadrados y el área total a calefactar.

En líneas generales, el cálculo que se suele realizar es el de aplicar por cada diez metros cuadrados de la estancia a calefactar 1 kW de energía térmica e incluso 1,5 kW si nos encontramos en una zona de climatología muy fría. Este sería un cálculo aplicable en una vivienda con un aislamiento adecuado y una altura de los techos de 2,5 metros.

Hay que tener en cuenta que la mayor parte de convectores disponen en la actualidad de modulos wifi que permiten al usuario controlar la calefacción por internet desde su Smartphone o tablet y programar su funcionamiento de forma que al llegar a la vivienda ya estén en marcha. Una fórmula, además, que permite un uso mucho más eficiente de los equipos.

En cualquier caso, lo más aconsejable será siempre acudir a un instalador cualificado quien podrá aconsejar tanto del número de convectores necesarios como de la potencia necesaria para cada uno de ellos y conseguir de esa forma el máximo confort optimizando el sistema de calefacción.

 

 

 

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¿Quieres hacer alguna consulta a nuestros ingenieros de instalaciones?
Intentaremos responderte en menos de 2 horas