Cómo ventilar correctamente para garantizar una buena calidad del aire interior

(4 votos, media: 4,00 de 5)
Cargando…

como-ventilar-correctamente
26/03/2020

Desde la asociación AISLA, en colaboración con uno de sus asociados ECOAISLA,  nos explican cómo ventilar correctamente para garantizar una buena calidad del aire interior, evitando de esta forma la presencia de contaminantes del aire interior y patologías producidas por una ocupación intensiva de las viviendas durante el confinamiento del COVID-19.

El Estado de Alarma decretado en España el pasado 14 de marzo y las medidas de distanciamiento social que lo acompañan, ha obligado a la población a recluirse en sus casas.

Esta reclusión provoca una mayor concentración de personas en los espacios cerrados, de forma continua día y noche, lo que genera una mayor cantidad de humedad y contaminantes en el ambiente interior. Por eso se hace más necesario que nunca mantener una buena ventilación.

Y ¿cómo debemos hacer esa ventilación para que sea suficiente y efectiva? En este artículo daremos unas sencillas pautas para ventilar correctamente nuestras viviendas.

Porqué hay que ventilar

La actividad humana genera contaminantes: consume oxígeno, exhala CO2 y aporta vapor de agua a través de la respiración, la transpiración y otras actividades como cocinar, ducharse, lavar ropa o limpiar.

El continente y contenido de nuestras viviendas también exhalan contaminantes, como los Componentes Orgánicos Volátiles (VOC, de sus siglas en inglés), y en determinados emplazamientos el terreno también puede ser fuente de gases perjudiciales, como el Radón.

Todos estos contaminantes van deteriorando la calidad del aire que respiramos.

La forma más sencilla de mejorar la calidad del aire interior es la ventilación: La renovación del aire interior mediante la entrada de aire exterior y evacuación de aire viciado.

Beneficios de una correcta ventilación

Realizar una ventilación adecuada tiene múltiples ventajas:

  • Mejora la calidad del aire interior, enriqueciendo el contenido de oxígeno y reduciendo el contenido de CO2.
  • Reduce la humedad relativa interior, reduciendo el riesgo de condensaciones superficiales responsables de la aparición de manchas de moho y hogos en paredes, esquinas, traseras de muebles e interior de armarios.
  • Reduce el riesgo de condensaciones intersticiales en los cerramientos, que aunque no son visibles, producen una degradación de las prestaciones de los materiales aislantes provocando un mayor consumo en calefacción.
  • Ayuda a reducir la concentración de gases perjudiciales como el Radón.

Pero es importante realizar la ventilación de forma correcta para no perjudicar la eficiencia energética.

Sistemas para ventilar una vivienda

Si tenemos la suerte de disfrutar de una vivienda posterior al 2006, y por tanto conforme al Documento Básico de Salubridad (DB-HS) del Código Técnico de la Edificación (CTE), deberemos tener el problema resuelto: La normativa actual obliga a adoptar soluciones de ventilación híbrida o mecánica en las viviendas que garantizar una buena calidad del aire interior.

En todos los demás casos, podemos contar con alguno de estos sistemas:

  • Sistemas de ventilación con recuperación de calor: Son dispositivos que favorecen el intercambio de aire entre el interior y el exterior, y que aprovechan la energía del aire interior para calentar el aire exterior y reducir al máximo las pérdidas energéticas. Estos sistemas pueden ser centralizados, para toda la vivienda o todo el edificio, o individuales, para una sola habitación.
  • Microventilación: Es una prestación de algunas carpinterías de ventanas que permite una apertura ligera, de 3-4 mm, que favorece una ventilación constante y suave.
  • Ventilación tradicional: En caso de no contar con ninguno de los sistemas anteriormente mencionados, deberemos ventilar abriendo manualmente ventanas y otros huecos.

sistemas-ventilacion-como-ventilar

Cómo realizar una correcta ventilación

En caso de contar con algún sistema de ventilación hibrida o mecánica, con o sin recuperación de calor, no será necesaria ninguna acción especial, salvo el mantenimiento periódico de los sistemas.

En caso de contar con carpintería con microventilación, en algunos casos deberemos accionar la manilla para activar esta función, y en otros las aperturas serán permanentes.

Y en caso de recurrir a la ventilación natural, se pueden seguir las siguientes pautas:

  • Reducir la producción de humedad cuando sea posible: Utilizar el extractor o ventilar la cocina al cocinar, ventilar el baño tras la ducha, abrir ventanas al fregar el suelo, tender al exterior, esperar a que el lavavajillas se enfríe antes de abrirlo, etc.
  • Ventilar al menos 10 minutos al día, de una sola vez o en varias sesiones (2 sesiones de 5 minutos, por ejemplo). Esto es suficiente para renovar el aire sin apenas perjudicar la eficiencia energética.
  • Ventilar desde las estancias con menos contaminantes (salón, comedor, dormitorio) a las de mayor producción (cocina, baños).
  • Si se puede, realizar ventilación cruzada, esto es, abrir ventanas de fachadas opuestas, y a poder ser en sentido de las corrientes de aire dominantes.
  • Aprovechar la convección interior: Si disponemos de dos o más plantas podremos aprovechar la convección interior abriendo simultáneamente abajo y arriba, en fachadas opuestas.
  • Ventilar por la mañana, ya que por la noche es cuando más toxinas se concentran.
  • No ventilar a primera hora. Es habitual que la vivienda quede vacía a primera hora, y no hay más remedio que ventilar antes, pero ahora que debemos permanecer en casa, podemos buscar el momento idóneo para ventilar, hacia el mediodía, cuando la temperatura exterior ha subido un poco.
  • Favorecer la circulación interior del aire: Retirar de la pared 5 o 10 cm aquellos muebles que estén pegados a las paredes exteriores, mantener abiertas las puertas de espacios sin ventilación y problemas de humedad, como despensas o armarios.

Siguiendo estas sencillas pautas conseguiremos ventilar de forma eficaz, sin perder energía y asegurando un ambiente interior saludable, sin toxinas ni humedades.

Contenido elaborado por AISLA (Asociación de Instaladores de Aislamiento) en colaboración con el asociado ECCOAISLA

 

 

 

 

1 comentario en “Cómo ventilar correctamente para garantizar una buena calidad del aire interior”

  1. Avatar
    Josep Maria Mas

    Gran artículo y de mucha ayuda

    Es cierto que «olvidamos» rápido las costumbres de nuestros abuelos, que en definitiva eran producto de siglos de experimentación y prueba-error.
    Al final sabe más el diablo por viejo que por diablo…
    Y eso precisamente es lo que SIEMPRE habíamos hecho antaño, VENTILAR los espacio de las viviendas, para sanear el ambiente.
    Ahora, debemos incorporar sistemas automáticos y bienvenidos sean.

    Gracias por la información y contenido

    DOMUS serveis

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¿Quieres hacer alguna consulta a nuestros ingenieros de instalaciones?
Intentaremos responderte en menos de 2 horas