¿Sabes cómo ahorrar energía en casa? 3 cosas que debes tener en cuenta en la reforma de tu vivienda

(6 votos, media: 5,00 de 5)
Cargando...

como ahorrar energia en casa con reforma
16/07/2021

¿Sabes cómo ahorrar energía en casa? Una reforma en casa es sin duda un proyecto ilusionante: espacios más prácticos y funcionales, una mano de pintura, una imagen más actual de los suelos… sentirnos a gusto en nuestro hogar y adaptarlo a nuestras necesidades es una de las motivaciones principales para emprender un proyecto de reforma, pero hoy en día hay 3 cosas que debes tener en cuenta en la reforma de tu vivienda.

Al abordar cualquier mejora que queramos hacer en casa, debemos pensar también en cómo esas reformas van a contribuir a reducir nuestro consumo energético, con un triple propósito:

  1. Por un lado, planificar nuestra mejora de calidad de vida no es para nada incompatible (más bien, al contrario) con cuidar de nuestro planeta: las energías renovables y materiales y sistemas sostenibles están a la orden del día.
  2. En segundo lugar, aunque la inversión inicial sea más elevada, si pensamos nuestra casa de forma sostenible y aplicamos algunos principios de la ‘casa pasiva’, en pocos meses podremos notar también el ahorro económico en nuestro bolsillo.
  3. Como veremos a continuación, aplicar en nuestra casa algunos principios básicos de rehabilitación energética va a redundar en una mejora exponencial de nuestro bienestar y confort en casa.

¿Cómo ahorrar energía en casa con una reforma?

Pero vayamos al grano, ¿qué reformas son las que van a conseguir el objetivo de ahorrar energía?

Todo empieza por la elección de los materiales de construcción: aunque pensemos que esta fase del proyecto es un mero trámite de la que se debe encargar el reformista, tiene más importancia de la que parece y va a tener un impacto directo en nuestro día a día.

Y es que hay materiales que, por sus propias características, contribuyen a reducir los consumos. Pero no debemos elegir los materiales de forma aislada, sino teniendo en cuenta qué sistemas vamos a tener en nuestra vivienda renovada: por ejemplo, si vamos a instalar suelo radiante, debemos combinarlo a ser posible con un material poco aislante, por ejemplo, de cerámica, ya que conduce mejor el calor y por tanto, el confort y bienestar térmico que notarás será mayor que con otros acabados, y con menor gasto.

Si buscamos ante todo lograr confort térmico y ahorro en facturas de la calefacción a través de una reforma, un error frecuente es cambiar todo el sistema de climatización, pero no tocar nada ni revisar el aislamiento térmico… sin embargo, la climatización depende en gran medida de otro gran desconocido como es el aislante térmico y el estado y las características de los cerramientos de la vivienda.

La importancia del aislamiento

Para conseguir que nuestra casa tenga un auténtico confort térmico, será importante en primer lugar mejorar los cerramientos: mejorando los sellados, sustituyendo los vidrios simples por dobles o las ventanas por ventanas dobles y teniendo en cuenta sus niveles de aislamiento y permeabilidad. Es importante instalar ventanas con rotura de puente térmico, así como vigilar que no haya puentes térmicos en otros puntos de la envolvente.

Además, podemos plantearnos mejorar el aislamiento térmico: el sistema más efectivo es el SATE, que mejora el confort térmico hasta en un 70%; pero es un sistema que requiere la instalacion por el exterior de la fachada.

En el caso de que vivas en un piso y la comunidad no se plantee la instalación de SATE, debes saber que hay otros sistemas que te permiten aislar por el interior de la vivienda, y que, aunque no son tan eficientes consiguen un gran ahorro y confort por menos dinero. La ventaja de estas soluciones es que requieren muy poco tiempo y apenas hay que hacer obras, disfrutando del confort que ofrecen desde el primer día.

Y tú, ¿tienes ya una idea de cómo mejorar el ahorro y la eficiencia energética a través de una reforma?

Más información:

cuida tu casa logo
andimac logo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *